Archive for the “General” Category

 

Hoy, siento mis pies.

Durante casi dos años mis pies se convirtieron en bloques de hormigón.

Pesados, dolorosos, insensiblemente sensibles.

 

Hoy siento mis manos.

Revivieron antes que mis pies aunque tuve que dejar de hacer aquella artesanía con objetos diminutos que no sentía y perdía por el camino.

 

Dejé de ponerme aquellos pendientes que se cierran detrás de la oreja introduciendo esa pequeña esferita que tiene ese agujerito tan pequeñito. Jejjeje no me acuerdo del nombre.

Siempre terminaba a cuatro patas buscándola.

Por causa del Oxiloplatino, mis manos no solo no sentían sino lo que sentían eran dedos acorchados, con una sensibilidad alterada, disminuida pero a su vez aumentada, desconocida y desagradable con hormigueos, adormecimiento, hinchazón llegando a provocarme hasta dolor, falseando el sentir.

La ducha, el baño de mar se convirtieron en tortura.

Vi poco a poco  mis placeres tornarse en desagradables experiencias.

Se suele recobrar alrededor del 70% y lo que no se recobra en 2 años sin tratamiento, no se vuelve a regenerar.

 

El cáncer de colón como todos, tiene adjudicado un protocólogo bien definido.

Es decir una serie de “sueros quimioterápicos” que se administran según el cáncer a tratar. En resumidas cuentas cada cáncer lleva el mismo tratamiento con leves diferencias. Luego depende bien hacer del oncólogo para alterar, variar, añadir o quitar según qué “droga”.

 

La queja que más se oye en la sala de espera de la consulta de oncología es la falta de información.

 

“Me han dicho que me darán quimio” “¿Me van a ingresar?”

“¿Duele?”

“¿Cómo se toma?”

“¿Se me caerá el pelo?”

“Me han dicho que me pondrán un catéter sin anestesia” “¿Duele mucho?”

“¿Por qué no me inyectan en la vena?”

Etc… etc… etc…

 

Y ustedes pensarán: “¿Y por qué no hacen esas preguntas en la consulta?”

 

La primera consulta es la peor.

Casi siempre es cuando te enteras de lo que realmente tienes.

Te quedas de piedra. Sin habla. Muda.

Aterrorizada pensando que es imposible. Que aquello es un mal sueño.

Y al salir, es cuando se agolpan todas aquellas preguntas que no hiciste pero no volverás a ver al oncólogo hasta dentro de 15 o 21 días entonces llega la angustia, se juntan los peores fantasmas de lo que te va a pasar hasta que preguntas a las enfermeras o pacientes si te da tiempo a ello. Si no, vas descubriéndolo por ti misma.

 

El problema es el de siempre. Lo que para nosotros es la primera vez, para el oncólogo es la milésima vez y se olvidan que no entendemos de catéteres, quimios ni nada que se le parezca.

 

El responsable de que se te caiga el pelo es un solo “suero” que se suele administrar sobretodo a las pacientes con cáncer de pecho.

Nunca me quedé calva pero no me lo dijeron. Solo perdí un 70% de pelo en la segunda fase. (Cada fase dura 14 sesiones, unos 7 meses)

 

Hoy, después de casi 10 meses sin tratamiento, rememoro todo lo vivido por motivos bien concretos.

Siempre dije que en todo este tiempo no me he olvidado de mi enfermedad. ¿Cómo me voy a olvidar si me tiene cogida por los ovarios de por vida?

Necesitaba este descanso. Nadie puede imaginar cuanto.

Que me arriesgué es cierto pero hoy no me arrepiento de ninguna decisión tomada. Hoy como se suele decir, que me quiten lo vivido, soñado, bailado, andado.

Y siempre dije que más que a las cifras de los valores tumorales, seguiría mi termómetro interior y mientras que yo sintiese que estaba divina de la muerte, sin tratamiento seguiría pero también que cuando ese termómetro me indicara que algo va mal, lo diría y tomaría las actuaciones pertinentes.

 

La verdad es que de alguna manera, uno logra acallar esos avisitos recurriendo a muchas cosas como de alguna manera dije cuando escribí mi relación con mi Okupa.

También es cierto que hasta que no lo verbalizas es como si lo mantuvieses oculto.

Quiero decir que difícil es decir “No estoy bien”

A mi Farero que es mi confidente, mi amigo, mi buena y mágica estrella, hace un par de días, cómo siempre que algo me ronda en la cabeza y no logra salir por mi boca, se lo dije y hablamos de ello.

 

Y hoy no solo lo dije en el hospital sino que lo digo aquí. “Algo va mal. No estoy bien.”

Y me hace bien articular éstas palabras.

 

Quizás a partir de ahora, Sophie hablará más de cáncer.

Ya dije en otra ocasión que muchas veces uno solo es veraz cuando el dolor circula por las venas. He intentado lidiar con ese okupa que llevo dentro.

He aguantado el tipo casi 10 meses sin tratamiento, viviendo a tope.

Desde hace 15 días he comprendido que se derrumbó el pacto

Hay que pasar al acto.

 

No oculto aquí que a veces siento que he fracasado.

Otras que he sobrevivido.

Algunas pocas, que no quiero luchar más.

Retornar a lo conocido, lo vivido, lo sufrido, me aterra, no lo voy a negar. Pero quién me conoce sabe que a lo largo de mi vida he salido de pozos muy profundos a base de tesón. Y no pienso darle a este hijo de puta ni la más remota ilusión que tiene la partida ganada porque voy a por él con las pilas cargadas a mil, con el convencimiento que le va a costar asumir la ostia que le voy a meter en breve.

 

20 días después de escribir esto, ha empezado el “traitrai” de médicos, pruebas, cirujanos, protocólogos oncológicos. El viernes me ponen el catéter… El miércoles empiezo.

 

Pero hasta entonces, quiero quedarme con lo vivido el 12 de septiembre día de Romería, día de peregrinaje. Anduve unos 20 kilómetros ataviada de romera como miles de personas más. Y eso señores, no me lo quita ni Dios!

 

Así que me despido con aires romeros, con magia conejera, con ilusión de andar, bailar, cantar, reír retornando el año que viene, y soñar que seguiré por mucho tiempo viviendo ¡Viviendo!

Comments 2 Comments »

playa de Orzola

Vivo en un lugar de vacaciones.

Durante algún tiempo recibí a los turistas desde las recepciones de los hoteles

“Señores, ¡Bienvenidos al relax!”

 

A veces, los observo en la playa.

 

La playa es como el patio de un colegio privado.

Todos llevan el mismo uniforme.

Nadie es más que otro… Solo quizás en la altivez del mirar, lo abultado de la cartera y las cholas de piel.

Pero impera el bañador, las camisetas, los pareos y la ansiada felicidad.

 

Veo a señores que parecen haber colgado el traje-corbata y cerrado su despacho antesdeayer…

Aquí ya no es el director.

Es la primera desconexión que anuncia la llegada de las vacaciones.

Es uno más.

 

Aquí el papá redescubre lo que ha de ser, ser papá.

La mamá redescubre la vida de una No pluriempleada ama de casa.

Los niños redescubren a los papás.

Las parejas se reencuentran.

El deseo de todos ¡Resurge!

Se redescubre el amor de la adolescencia, el de la pasión, el del deseo que rompe barreras, horarios y la predicada decencia.

Y se promete una nueva vida a veces incluyendo el deseo de un nuevo retoño o aún en la inconsciencia de ya haberlo concebido.

Una  vida con más relax, mas ¡Vivir la vida! Más gimnasio, más vida sana, más dieta, más sexo, más dialogo y juegos con los niños, más comprensión.

 

Se toman muchas decisiones comprometidas que con los ojos cerrados tomando el sol, parecen fáciles de cumplir, pensando en todas aquellas cosas dejadas de lado por falta de serenidad, por las prisas de la ciudad y se promete firmemente cambiar y acercarse a la forma de relacionarse a la orillita del mar.

 

En quince días sienten que el puzzle de la felicidad por fin encajó y que mantener el rumbo, no es tan complicado como pensaban 15 días atrás.

 

Y… Llega el último día.

Cierran las maletas y llenos de ilusiones con tantos propósitos firmes, sonrientes nos dicen adiós y a casa regresan.

 

Cuelgan el uniforme playero, vuelven el traje chaqueta-corbata, las compras escolares, los nervios en los atascos, las deudas del verano, la vuelta al trabajo donde más que darles la bienvenida, estresados, miran con recelo el reciente bronceado… y los niños que siguen reclamando aquellos caprichos veraniegos complacidos, sin comprender que ya se agotó el presupuesto para otorgarlos.

 

Vuelve la realidad que con lejano sabor salino, cómo una bofetada les azota sin haberles dado aún el tiempo de desempacar…

 

Y a la vez que el moreno, se desvanecen las promesas, las dietas, el gimnasio, el relax, el diálogo, el deseo, el juego y todas las buenas intenciones tomadas a la orillita del mar.

 

La mamá vuelve “a los fogones”.

El papá, al despacho, al taller.

Los niños al cole… A la play, a la tele, al “abrutecimiento” que quita las ganas de salir a jugar.

 

“Señores bienvenidos al estrés

¡Hasta el año que viene! con la mochila rebosante de nuevas ilusiones…

Quizás”.

 

Y los realmente felices son los que no cambian ni aquí ni allá

Son aquellos que con chiringuito a cuestas, la abuela incluida, se instalan en la playa,trasladando su salón.

Se les ve felices aunque sean de aquí y no dispongan de presupuesto para vacaciones de cinco estrellas y no dudo que el año que viene, aquí estarán sin más ilusiones que seguir disfrutando de la vida, a la orillita del mar.

 

 

 

Comments 2 Comments »

Les llevo a dar una vuelta por dos playas. La de Orzola y la del Golfo y de paso por este lindo pueblito Arrieta. Como siempre es un placer compartir mi isla con ustedes.

Un abrazo fuerte

Comments 3 Comments »

crater del volcán

crater del volcán

piedra volcánica

 

De todos los volcanes de ésta, mi mágica isla, éste es mi preferido y cómo prometido, algunas fotos les traigo por aquí.

La energía que desprende este volcán es innarrable. Me llena, me da fuerzas para seguir en la lucha y me tiene enamorá!!!! jejejeje

Las diversas piedras son en sí un paisaje impresionante…

Les dejo con éstas maravillas y en breve seguimos el tour de mi isla a la que he recorrido este mes de sur a norte y cada vez me sorprende, me enamora, me hace sentirme humilde, ante esta isla que parece un trocito de luna que cayó al mar.

Un abrazo fuerte a todos, lleno de energía renovada

Comments 4 Comments »

cura-150x150-leyendo-carta2 www.peroquebanana.com

cura-150x150-leyendo-carta2 www.peroquebanana.com

 

El domingo pasado llevé la carta al Sr Cura. Aún no he recibido contestación… Seguiremos esperando.

 

Soy una vecina de Femés.

Desde que enfermé de cáncer  deseé hacer una ofrenda y promesa a la Virgen de los Dolores.

 

Hace 15 días, a última hora de la mañana del domingo, estando ya la iglesia vacía solo afanándose Vd preparando el cierre de la iglesia, dejé en el escalón de la izquierda, una ofrenda a la Virgen para que interceda en mi sanamiento.

 

Era un pequeño portavela de cristal con pétalos de rosas rosa y hojas amarillas pegadas y barnizadas que hice yo misma para ella.

La dejé encendida con a su vera 3 velas.

 

El domingo pasado me acerqué también a última hora con unas velas más y (no diré que a mi gran sorpresa) no estaba.

No me sorprendió ya que de alguna manera, al dejarlo me atravesó como un rayo, el presentimiento que esto iba ocurrir.

 

Al plantearme tantas posibilidades de lo que pudo pasar, pensé que ¿Quién mejor que Vd me puede dar razón de la desaparición de mi ofrenda?

 

Así que decidí escribirle ésta misiva cuya contestación agradezco de antemano.

Cordialmente

 

Nombre y dirección.

 

Comments 12 Comments »

A veces… Juego a que Vivo.
Otras… Es la Vida la que juega conmigo.

A veces… Vivo Viviendo
Otras… Solo Sobrevivo.

A veces… Vivo amando y sueño que amando, me Viven.
Otras… Sin Amar Vivo y sin sentirme amada, me siento Vivida.

A veces… Muero Viviendo. ¡Sobrevivo!
Otras…  Ni eso.

A veces, me miro y sonrío:
“uuuffff, ¡Estoy Viva!”
“¿Cuánto tiempo?, viviendo ¿Lo que la Vida quiera? O  ¿Quiera La Muerte?

A veces… Lo Vivo Todo.
Otras… El Todo me Vive

A veces… Me río Viviendo
Otras… Llorando a la Vida vuelvo

A veces… Sueño que en ti  Vivo y me despiertas susurrándome:
“¡Qué Grande, es la Vida!”

A veces, me duermo sintiendo que despertar no quiero y despierto sintiendo que dormir quiero de nuevo.

 

Vivir, no quiero

A veces… Vivo avanzando y avanzando retrocedo. Retrocedo para poder seguir Viviendo avanzando.
Otras… Vivo pensando que aún no he Vivido y viviendo espero, por fin Vivirlo.

A veces miro a La Vida cuando la oigo decirme:
“Te di la Vida. Contigo moriré”
Otras… Presiento que puedo elegir cuando moriré. Preparándome, estoy.

A veces, paseo de noche, llena de Vida. Miro allá arriba y admiro mi Luna…
“¡Cómo la Vivo!”, susurro
“¡Cómo te Vivo!”, la siento decirme.
Otras… La Vida me recuerda que no la Vivo y yo le recuerdo que Ella, me debe la Vida. ¡Demasiado, la Vivo!

Pero a veces le pido que se duerma y me deje Vivir soñando… Y soñando Vivo.

 

A veces me pregunto: “¿Quién, me dio la Vida?”
“¿Yo a mis hijos?” O “¿Mis hijos a mí?”
Sin pensarlo, sin dudarlo: “Ellos a Mí”.

A veces creo que, engaño a la Vida.

Otras… Siento cómo ella me engaña.

A veces, le doy la espalda a la Vida y la olvido. Entonces aparece mi Sombra… ¡Viva!

A veces la Vida, me mira con rabia:
“¡Qué desperdicio de Vida!”

Otras, me mira embelezada:
“¡No quiero pertenecer a ninguna otra Vida!”

A veces me encaro con la Vida. Discutimos y las dos lloramos. Al final, ya riendo, juntas seguimos Viviendo.

A veces la Vida se me escapa. Corro detrás de ella:
“¡Corre!… Aracne… ¡Corre!”, la oigo decir.
Y corriendo estoy hoy, detrás de mi Vida

A veces Vivo un Sueño O, ¿Es el Sueño, el que me vive, viviendo, por fin su Vida?
“¿No? uuufffff, ¡Qué lío de Vida!”

A veces… Ni sé lo que Vivo. Perturbada me tiene la Vida.
Otras… Yo perturbo, mi Vida.

A veces mirando mi Vida, me digo:
“Síii, ésta es la Vida que quiero seguir Viviendo”
Otras… Siento que solo hago camino, hacia una nueva Vida.
Tus vibraciones en La Vida, acabo de sentir.

A veces… La Vida me da una palmada en el culo, y me grita:
“¡Vive, joder!!!… VIVE!!!!”
A veces… Vivo
Otras… No puedo
“¿Quién he dicho que me grita?…
“¿La Vida? O La Muerte?”

A veces, simplemente, me dejo Vivir por la Vida
“¡Qué haga de mi, la Vida… Lo que Mi Vida… No quiere”

Hoy Vivo sintiendo, que nací para lo que voy a vivir.
“¿El qué?”
¡La Vida!
La que la Luna ha parido para mí…

 

Su gozo al verme nacer… En él, os podéis bañar, porque es La Mar…
Húmeda, mojada, caprichosa, caliente, fría, lenta, violenta, calma, plateada, envolvente, quieta, aullante… Cómo Mi Vida.

A veces, aburro a la Vida… Cómo ahora quizás…
Ralentiza su corazón y se viste de Rutina. Duerme indefensa boca arriba.
Y así sigue la Rutina esperando Vivir de nuevo.
Siempre algo la hace despertar
“¿Decirme? ¿No suele ser siempre cuando aparece Él o Ella, el motor que sacude a la Rutina?
Y así nace una nueva Vida.

Porque en fin de cuentas, La Vida no es más que una Serpiente:
Larga… Corta
Venenosa… Inocua
Colorida… Opaca
Silbante… Callada
Calma… Rabiosa
Excitada… Frígida
Bruja… Santa
Fría… Caliente
Envolvente… Distante
Mágica… Sin brillo
Presente… Inadvertida
Atrayente… Repelente…
Violadora… Sumisa

La Serpiente cómo la Vida misma, hechicera es.
Muda su piel y renace con una muda nueva para Vivir otra etapa de su vida.
Cómo nuestra vida

La mía acaba de vestirse, con su última muda…

“Aracne… ¡¡¡VIVE!!!!”

ARACNE… Cartagena. El Directo… 14 de Mayo del 2004

 

Hacía 5 años que no lo leía.

En aquel entonces no tenía ni idea que el cáncer se estaba gestando en mí.

Lo supe 3 años después o sea, hace 2 años en mayo.

Me han espantado mis propios pensamientos de entonces porque hoy los siento cómo una premonición.

Todo mi interior me achuchaba…

¡Vive!

Y aquí estoy ¡Viviendo!

Así que traerlo aquí, fue un guiño para Aracne, que en otra ocasión presentaré.

Va por ti Araña.

 

Julio 2009

Comments 4 Comments »

Por varios motivos, llevo un tiempo paseándome por los Blogs de Scoom.

Primero porque yo entiendo que si estamos aquí, es porque esperamos que alguien nos lea, deseamos comunicarnos y aportar algo (o no) a quienes se paran en nuestro rincón.

 

Segundo porque no me siento el ombligo del mundo y pienso que muchos han de decir cosas tan o más interesantes, curiosas, nuevas, frescas, imaginativas, preocupantes, dolorosas, profundas etc  que yo.

 

Entre tantos blogs uno se va posando “de flor en flor” y a veces algo nos llega y dejamos nuestro parecer.

En muchos sitios, parece ser que a la Nada.

 

Hay blogs llenos de comentarios no contestados por su creador que los obvia y sigue publicando cómo un Dios sordo que ignora desde su ego a quién se acerca a él.

No lo entiendo. ¡Es tan agradable encontrar a alguien en nuestro blog!

 

Me parece un acto de indiferencia sin sentido ya que cada uno (siempre en mi opinión) debería sentirse aunque tan solo sea agradecido por el hecho de que entre tantos blogs, alguien tuvo la delicadeza de pararse en el nuestro, leernos y dejar un comentario.

 

El hecho de contestar, también lo siento cómo un acto de buena educación que no veo el por qué no se ha de aplicar en el mundo virtual.

Quizás es que éste medio me pilla ya mayor y mi parecer está caduco en un mundo en el que cada vez más uno se mira el ombligo con satisfacción y muy poca sensibilización.

 

Ni yo ni nadie posee la verdad absoluta de las palabras y solo se puede avanzar cuando uno es humilde hacía los pareceres de los demás, desoyendo la voz de nuestro gran ego que nos hace perder la razón del por qué estamos aquí.

 

Y no duden que escribo éstas palabras con todo el respeto hacía la libertad de todos de hacer lo que más les plazca con su blog.

 

Seguiré y sigo agradeciendo a todos aquellos que se pararon aquí.

 

Sophie

 

 

Comments 4 Comments »

SUICIDIO


Ella despertaba por la mañana y no se movía.

Quería estar muerta.


Sentía el sol acariciarla y lo odiaba por ello.

Sentía las sábanas enredarla y no soportaba el contacto.
No quería abrir los ojos, no fuera que la realidad de un nuevo día, volviese a asaltar sus retinas, recordándole que seguía ahí todavía, un día más,¡Viva! en la misma habitación donde tanto vivió, amó, rió, pero donde ya solo lloraba.


Ver los cuadros de su padre que le recordaban tiempos mejores que ya pasaron y también lo lejos que estaba él, al otro lado de la frontera.
Ver las fotos de sus hijos que ya volaron, desplegando sus alas para conocer parajes menos hostiles.

Y a su lado ver sus propias fotos y al mirarlas preguntarse “¿Quién es ella?”.
Ver la ropa de su marido, que ya no amaba, y marearse, queriendo descubrir algo que le susurrase:”¡Vive por mi!”, “Estoy aquí”

No abría los ojos porque tenía ya la habilidad aprendida de retornar al sueño. Sueño profundo que la devolvía a la Nada, al estado de la muerte que ella tanto anhelaba.

Podía pasarse 10, 12, 14, hasta 24 horas caminando por el mismo círculo. Despertándose negándose a la vida y durmiéndose de nuevo para entregarse a la muerte.

 
Nunca había nadie en su casa, nadie la reclamaba ni la necesitaba.

¡Dios! esa casa que tanto odiaba.

 

Cuando se levantaba se dirigía a “su rincón”, lleno de dibujos, de sus hijos cuando eran pequeños, colgados en las paredes, imaginación maravillosa, frescura de la inocencia, edades que fueron y que no volvieron.
Sus inciensos, sus esencias a la tenue luz de las velas, que le embriagaban y la transportaban nuevamente a ese estado rozando el limbo, “un rincón” que hizo suyo en el que podía ser ella misma y en el que nadie entraba. Pero que a ella, hoy, ya no le llenaba.

 
Erraba por la casa para volver a la cama tapándose la cara, llorando una vez más preguntándose: “¿Cómo puedo tener tantas lágrimas todavía?”. Y volver así a sombrar en el reino del sueño.

 

Su estancia en loqueros, las visitas a los “comecocos” y las pastillas que ingería, tampoco le abrían la puerta de la salida… ¡La anestesiaban! y ella se dejaba absorber por esos fármacos porque ellos le daban lo que ella deseaba: La Nada.

 

Así estuvo días, semanas, meses, y hasta años, a un paso de la muerte pero nunca saltaba la barrera que la separaba de aquella Dama que la llamaba.
Su visita ya era diaria, y en cuanto aparecía, y le clamaba “¡Llévame contigo!” era para oír a la muerte contestarle siempre lo mismo “No. Ven tú a mí”, prometiéndole un reino en el que no cabía ni dolores, ni penas, ni llantos, ni risas. Un reino plácido para toda la vida.
No sabía por qué no iba, solo un paso la separaba de esa bella Dama… 

Con el paso del tiempo imaginaba el camino para llegar a ella.

Se dormía eligiéndolo, se despertaba con el camino elegido, pero nunca satisfecha con él, buscaba otro más certero. 

Una tarde salió hiriéndole la luz, el sol, el ruido, en fin de cuentas La Vida.

 
No lo pensó. Sus pies iban solos. Llegó a la estación y miró los destinos.
Un sitio con costa, un sitio con mar.
No supo como llegó pero de pronto andaba descalza en la arena.

Playa desierta en una noche con luna.

La Dama en el agua mirándola, tendiéndole los brazos.
Hechizada por la mar y la mirada de la bella Dama, siguió andando, hundiendo los pies en la arena.

El camino le pareció largo, como si el destino alejase su meta.

Sintió el agua acariciar sus pies y pensó “¡He llegado!”.

 

La mar era una balsa de aceite porque no quería participar en aquella muerte.
Siguió andando y ni siquiera notó el agua ya a la altura de su vientre que tanta vida dio.

La Dama siguió llamándola con una sonrisa de bienvenida.
Los brazos extendidos. La mirada hechicera.

 

Ella seguía adentrándose, sus ojos en los de ella.
La luna se retiró, no quiso ser testigo de ello.

Y ella siguió hacia delante haciendo su camino hacia la muerte.

 
Estiró los brazos y con sus manos, rozó las yemas extendidas de su Dama.
Fue posando su mano en esas palmas frías, el agua le llegaba ya a la altura de la boca y antes de ser absorbida dijo:

“Soy toda tuya”, iluminándosele la cara, brillando la mirada, insultante sonrisa en los labios, volviendo a ser bella, deseada, agradecida de haber encontrado por fin la salida. 

Unos círculos se formaron en la mar que no se movía.

La luna salió de nuevo, tímida acongojada…

Y del agua emergió un ave blanca, radiante, iluminando con su halo hasta la
luna, volando sobre la mar con las alas rotas.

 

Comments 2 Comments »

Estrella de mar. Foto O.C.M.

 

 Hoy me he dado cuenta que mi blog, es un fiel reflejo de mí.

 

En Marzo, hago éste blog para hablar de cáncer, con nadie con quién hablar de ello.

Así que empiezo a oír “Voces” que me pierden entre volcanes mirando cómo Clara tiene “Las Ideas Claras” y recuerdo “La Lucha Del Vivir”, pierdo “Aquel Anillo En El Pulgar” y empiezo a sumergirme  “Tejiendo En La Oscuridad De Internet” hasta que me topo con Los Mágicos “Gracias Teatro Mágico”.

 

Me paré para ver un rato la tele “Buscando La Verdad”, lo que me llevó a alejarme un tiempo y ocuparme de las plantas, mimando mis marihuanas pensando en “La Doble Moral”

 

El mes siguiente pasé por Madrid, luego Francia donde me violó “El Deseo” y saboreé más que nunca, mi sexto mes sin quimio. 

Descanso merecido después de año y medio de caña.

Y nunca me sentí tan bien como hoy.

 

Sin embargo a la vuelta, la realidad llamó a mi puerta otra vez. 

Pese a todo, los valores tumorales se dispararon y “Queriendo Aún Creer” aterricé en los “Cementerios”

 

Cada post como se dice ahora (que para mí seguirá siendo una reflexión, un escrito, un pensamiento) tiene la letra distintas, temas dispares…

 

¿Desorden?

¡Impulsos!

 

Y seguiré desordenadamente, volcando aquí mis impulsos.

 Hoy menos serios.

 Se extienden mis vacaciones y no toca hablar de cáncer. Se es más veraz cuando circula el veneno en las venas.

 

Saboreo…

¡Vivo Viviendo!

 

 

 

 

 

Comments No Comments »

Puesta de sol en Timanfaya

 

Quizás porque no tengo ninguna mente joven a mi alrededor que me guíe en Internet…

 

Quizás porque vengo de la generación papel y lápiz…

 

Quizás simplemente porque soy una inepta…

De las 10 consultas que hago, 9 respuestas son falsas.

Lo que se anuncia gratis cómo consultas online: Mentira…

Buscar algo concreto se convierte en una tortura… Páginas que no tienen nada que ver aunque en google parezca que sí…

 

Quizás simplemente es que no puedo con la impersonalidad de éste medio. (Para mí que un Departamento de Edición me trate de estimada), me desconcierta y me hace dudar que quién me contesta, sea humano cuando he de responder: Estimado Departamento de Edición…

 

Creo blogs que parecen inexistentes ya que ni yo misma me encuentro. Y cuando quiero sacarlos a la luz me piden etiquetas, tags rss htlm pings y pongs que son chinos para mi.

Pido ayuda inclusive abonando el servicio y recibo sugerencias que no funcionan y ninguna contestación clara sobre mi petición…

Sinceramente no lo entiendo.

 

Para poder anular facebook, tuve que amenazar con poner fotos pornos… ¿Es normal?

 

Para registrarse o lo que sea, hay que copiar unas letras que, 80% de las veces nunca lo haces bien y por consiguiente no logras ni registrarte, ni “desregistrarte”…

 

En fin reconozco que me viene Grande éste mundo y me parece que aquí seguiré cómo una araña que teje y nadie se para a mirar su obra… Después de todo, Atenea castigó a aquella doncella bordadora  a seguir tejiendo como araña… en la sombra.

Seguiré en las profundidades de Internet… En mi cueva. En mi decepción y en mis negros pensamientos que me hacen preguntarme hoy ¿Quién te crees que eres para pensar que lo que dices interesa aquí?

 

¡Vuelve con tu papel y lápiz y sigue tejiendo en la oscuridad!

 

Aracne - Sophie

 

 

 

 

 

Comments 2 Comments »